• ¡Disponible sólo en Internet!
Mitón de conducir ST-TS-DRVTI

Mitón de conducir ST-TS-DRVTI

Mitón piel cordero. Fabricado en nuestros talleres de Madrid. Ideal para conducir. Botón con logo y nudillos agujereados para mejor ventilación

Tallas Disponibles
Color
  • MARINO
  • NUT
  • ROSA
ST-TS-DRVTI
En stock
49,55 €

 

Mitón para conducir fabricado artesanalmente en nuestros talleres de Madrid. También lo puedes llevar con un vestido corto para dar un toque sofisticado a tu outfit de verano.

Los guantes son mucho más que un complemento cuando de estar sentado al volante se trata. De hecho, cuando la industria del automóvil comenzó a dar sus primeros pasos y empezaron a rodar las primeras unidades, esas prendas eran indispensables para proteger las manos de los conductores de los vapores que desprendían los vehículos, a unas temperaturas muy elevadas. No en vano, el espacio situado frente al asiento del copiloto se llama, precisamente… guantera.

Hoy en día, los guantes continúan siendo un must have en la guantera de todo conductor de diez, aunque, por suerte, por motivos diferentes. Ya no se trata de proteger las manos de quemaduras, sino de proporcionar una experiencia de conducción mucho más placentera. Y pueden enumerarse varios motivos. El primero, parece obvio: mejora notablemente el agarre del volante. No se trata solo de adherencia -sobre todo si hablamos de cuero fino o madera-, sino también de evitar otras situaciones bastante habituales, como, por ejemplo, que las manos resbalen a causa del sudor en un trayecto largo o una jornada calurosa o en curvas pronunciadas.

Una de las partes del vehículo que peor imagen da cuando está desgastada, es el volante. Un desgaste que se evita también con el uso de guantes. Sobre todo, si estos están fabricados con materiales de buena calidad. Algo que ocurre también si hablamos del pomo del cambio.

Otra de las ventajas de los guantes es -aunque, parezca obvio- que te protegerá del frío en invierno… pero también te alegrarás de llevarlos en verano. Porque, ¿quién no ha separado, alguna vez, las manos del volante o del pomo de cambio rápidamente por lo caliente que está tras recoger el coche después de una jornada estival con altas temperaturas? Eso sí, para el verano puedes optar por un par más liviano.

Y, claro está, la elegancia. Y es que… ¿cómo no sentirse como un gentleman, , con un buen par?

5 Artículos

6 otros productos en la misma categoría:

Producto agregado para comparar.